Así combate Google la piratería en Internet

0
54

A pesar de que los índices de piratería caen año tras año, las grandes compañías y administraciones redoblan sus esfuerzos a fin de reducir las cotas al máximo posible.

La piratería digital es un ‘mal’ común ya muy instalado, desde los albores de la era de Internet, en todo el mundo. Y, aunque prácticamente todos los estudios aseguran que sus índices caen tímidamente año tras año, compañías y administraciones públicas de todo el globo siguen haciendo esfuerzos por acercarse a un valor, el cero, que parece casi imposible al menos a corto plazo. Por ejemplo, en España, y según los datos recogidos por el Observatorio de la piratería y los hábitos de consumo de contenidos digitales, el año pasado se consumió un 6% de contenidos ilegales.

Google es uno de los gigantes digitales que más está poniendo de su parte para frenar este panorama. La compañía ha redactado un documento en el que explica cómo combate la piratería mediante tecnologías, políticas y programas dedicados a este fin. En este sentido, destaca Content ID, su herramienta para gestión de derechos y por la cual páginas como Youtube ya han abonado más de 3.000 millones de dólares a los titulares de derechos. La plataforma le costó a Google más de 100 millones de dólares. “Un elemento esencial a la hora de preservar la economía creativa es la posibilidad que existe para los creadores y artistas de contar con un mecanismo para compartir sus contenidos y hacer dinero con ellos”, aseguran desde el blog oficial de la multinacional. De la cantidad total que ha abonado Youtube, 1.800 millones han ido a parar a la industria musical desde octubre de 2017 a septiembre de 2018 y solo por ingresos publicitarios.

En lo que se refiere a la detección y eliminación de obras piratas, el buscador ya ha borrado más de 3.000 millones de URL por infracciones de derechos de autor tras el lanzamiento de una solución que permite a los autores y agentes notificar infracciones. Asimismo, no ha aprobado más de 10 millones de anuncios en 2017 por incluir enlaces a sitios infractores.

En busca de alternativas
Para acabar decididamente con este fenómeno, Google propone buscar alternativas y más legítimas. “La piratería surge en ocasiones cuando resulta difícil para los consumidores acceder a contenido veraz”, afirman. Además, propone eliminar los ingresos de los sitios piratas penalizando a las personas y empresas que infringen los derechos de autor negándoles el uso de sus sistemas de publicidad y monetización. “Tratamos de cumplir estas políticas con el máximo rigor posible”.

Asimismo, la estrategia de Google pasa por ser efectivos y escalables y proteger contra los abusos. Por ejemplo, hay personas que denuncian falsas infracciones de derechos de autor para intentar retirar contenidos que no desean que se encuentren en Internet. Por último, quieren realizar todas estas actividades con máxima transparencia. “En la actualidad, nuestros servicios están generando más ingresos para los creadores y titulares de los derechos, poniendo en contacto a más personas con aquellos contenidos que les gustan y haciendo más esfuerzos que nunca para hacer frente a la piratería en Internet”.

IDG.es