Gartner: por ahora es mejor resistirse al llamado del Blockchain

0
82

Según Gartner, el Blockchain tiene una serie de problemas que deben resolverse antes de que las empresas puedan implementarla de forma segura a gran escala.

En respuesta al enorme interés que recibe de los CIOs sobre la tecnología, Gartner organizó ocho sesiones en cadena la semana pasada como parte de su evento anual del Simposio en la Golden Coast australiana. Y en cada discurso el consejo de los analistas de Gartner era el mismo: no usar el blockchian, al menos no en este momento.

“Todavía no es apropiado para que la gran mayoría de las empresas consideren la tecnología de cadenas de bloques en su nivel actual de madurez”, dijo David Furlonger, uno de los analistas de Garner presentes en las reuniones. Blockchain es el principal tema de investigación en Gartner.com desde enero de 2017 y este es como resultado del creciente ruido mediático que ha causado el blockchain en en los últimos años y que se ha vuelto cada vez más difícil de ignorar.

Algunos dicen que la tecnología tiene el potencial de “revolucionar la economía mundial”. La Comisión Australiana de Valores e Inversiones (ASIC) declaró el año pasado que espera que el uso de la tecnología de “Libros contables” distribuidos crezca exponencialmente con el tiempo. Otros, como la Agencia Australiana de Transformación Digital, dicen que “para casi todos los usos del Blockchain que se consideran hoy en día, en realidad hay una mejor tecnología como las bases de datos y APIs”.

“A menudo me siento en medio de este torbellino de hipérboles y comentarios generales sobre el mercado: prácticamente todos los días hay alguien que dice algo positivo o negativo sobre el Blockchain”, dijo Furlonger. “Desde nuestro punto de vista, todo lo que hoy gira en torno a esta nueva tecnología es todavía prematuro. Esto es parte del “ruido” mediático que se experimenta a menudo cuando nos enfrentamos a estos cambios paradigmáticos.

Según Gartner, la tecnología tiene una serie de problemas que deben resolverse antes de que las empresas puedan ampliarla con seguridad a gran escala. El director de Gartner, Adrian Leow, compartió datos de que la mayoría de las pruebas de concepto de la cadena de bloques se basan en Ethereum, seguido por HyperLedger y Corda. Pero las compañías podrían esperarse que otra plataforma pueda sustituirlos en un par de años.

Recordando cómo Nokia y Blackberry emergieron inicialmente como líderes del mercado de la telefonía móvil antes de que Apple y Samsung alteraran todo, según Leow, probablemente, la plataforma Blockchain dominante del futuro no exista todavía. Esto ha dado a los CIOs más razones para esperar a que la tecnología madure, dice Gartner.

Además de las cuestiones tecnológicas, las empresas también necesitarán “estar dispuestas a adoptar la descentralización en sus modelos de negocio y procesos, lo cual no será fácil”, dijo Rajesh Kandaswamy, vicepresidente de Gartner. La colaboración con competidores de larga data se destacó como un reto importante para conseguir que los proyectos de cadenas de bloques partieran de cero, y varios CIO están convencidos de que se trataba de un paso muy difícil.

“Si hemos construido nuestras empresas y nuestros sectores sobre un paradigma de control centralizado (control centralizado de clientes, producto, entorno de producción, etc.), ¿estamos dispuestos a renunciar a parte de este control? Cuáles son los límites y cómo afectará todo esto a nuestra capacidad de producir dinero, de generar ingresos para nuestros accionistas”, preguntó Furlonger.

Por ahora, sin embargo, parece que la mayoría de las empresas no se zambullen de cabeza en la cadena de bloques. Una encuesta realizada en mayo por la propia Gartner reveló que menos del 1% de los CIOs globales han invertido o implementado cualquier tipo de solución basada en Blockchain dentro de sus organizaciones.

La encuesta, en la que participaron 3138 CIO, reveló que la adopción de la tecnología de contabilidad distribuida es casi inexistente, aunque el 8% indicó que se encontraba en una fase piloto. Más de un tercio de los encuestados dijeron que no tenían ningún interés en la tecnología y el 43% dijeron que estaban interesados en ella a pesar de que no tenían ninguna acción planificada.

“Para el futuro, si tienes un CEO muy preocupado por el miedo a perder este tren tecnológico (que de hecho podría ser revolucionario), me parece bastante obvio que por el momento ese miedo es infundado”, concluyó Furlonger.

F. Destri CWV.it – Redacción Cambio Digital – OnLine