Huawei lanza microchips de aprendizaje automático

0
416

Huawei ha presentado una estrategia de inteligencia artificial y una cartera de productos de soporte integrados en dos nuevos microchips, que según el gigante de las telecomunicaciones es la primera serie de chips e inteligencia artificial del mundo diseñada para una gama completa de escenarios de implementación.

El Ascend 310 está diseñado para las necesidades de cómputo de bajo consumo de los dispositivos inteligentes y el Ascend 910 para la computación en la nube.

El presidente rotativo de Huawei, Eric Xu, afirmó que el Ascend 910 tiene «la mayor densidad de cómputo en un solo chip”, pero negó que estuviera diseñado para hacer competencia directa a empresas como Qualcomm y Nvidia.

«Como Huawei no vende chips directamente a compañías de terceros, si está hablando de proveedores de chips puros, nunca hay competencia entre Huawei y ellos”, explicó Xu. «Ofrecemos hardware y servicios en la nube, por lo que, si se trata de una compañía de hardware o de servicios en la nube, aquí hay competencia”.

En lugar de vender los chips a terceros, Huawei los ofrecerá como módulos, servidores y servicios en la nube con capacidades de IA. «La estrategia de inteligencia artificial de Huawei es invertir en investigación básica y desarrollo de talento, crear una cartera de inteligencia artificial completa en todos los escenarios y fomentar un ecosistema global abierto”, afirmó Xu.

Xu también anunció la cartera de productos de inteligencia artificial y servicios de nube de Huawei. Estos se encuentran diseñados para adaptarse a las nubes públicas, a las nubes privadas, a la computación de borde, a los dispositivos industriales de IoT, a los dispositivos de consumo y a cualquier otra implementación, proporcionando una eficiencia óptima para cualquier escenario, ya sea que la prioridad sea minimizar el consumo de energía o maximizar la potencia de cómputo.

«El full stack significa que Huawei es capaz de proporcionar a los desarrolladores de aplicaciones de IA un poder de cómputo sin paralelo y una sólida plataforma de desarrollo de aplicaciones”, afirmó Xu, uno de los tres vicepresidentes de Huawei que se turnan para cumplir funciones de CEO por seis meses.

«Estamos trabajando para que la IA sea más inclusiva, para que sea asequible, eficaz y confiable para todos. Y tenemos lo que se necesita para que eso suceda”.

La estrategia de IA de Huawei
Huawei se ha centrado históricamente en la creación de chips para sus teléfonos inteligentes, pero ahora los está desarrollando para impulsar otras aplicaciones empresariales.

Xu cree que el crecimiento de los dispositivos inteligentes, los asistentes digitales y el análisis de datos hará que la IA sea una tecnología de propósito general que cambiará a todas las industrias y organizaciones, pero que la velocidad de adopción aún debe igualar a la tasa de desarrollo de la tecnología.

La estrategia de IA de Huawei apunta a aumentar la adopción al ofrecer un entrenamiento de modelos más rápido, poder de cómputo asequible, implementación de IA y privacidad del usuario, nuevos algoritmos, automatización de la IA, aplicaciones prácticas, un sistema de bucle cerrado en tiempo real, sinergia multitecnológica, soporte de plataforma y disponibilidad de talento, según la empresa.

La cartera de IA es una de las cinco áreas de enfoque de la estrategia de IA. Los otros invierten en la investigación de IA para desarrollar capacidades de datos y de eficiencia de energía que sean seguras, confiables y automatizadas, para desarrollar un ecosistema abierto y un flujo de talentos a través de la colaboración con la academia global, las industrias y los socios, para utilizar la IA para fortalecer la cartera existente de Huawei y para impulsar las eficiencias internas.

Los productos que respaldarán estos objetivos incluyen la serie de chips Ascend, una biblioteca de operadores de chips y un kit de herramientas de desarrollo, un frameworkde entrenamiento e inferencia y la habilitación de aplicaciones para la computación de dispositivos, de borde y de nube a través de servicios completos, APIs jerárquicas y soluciones preintegradas.

Tom Macaulay, Computerworld.co.uk