Microsoft anuncia Windows Sandbox

Un espacio seguro virtualizado para las pruebas de aplicaciones no confiables.

0
303

Windows Sandbox está aquí para proteger su PC. Un Windows simple y virtualizado dentro de Windows, es un lugar donde una aplicación puede ejecutarse de manera segura si le preocupa que pueda ser malware.

Microsoft anunció Windows Sandbox el martes por la noche en una entrada de blogdescubierta por ZDNet. Microsoft anunció previamente que Windows Sandbox se probaría primero dentro de una futura compilación de Windows 10 Insider, comenzando con la compilación 18305 o posterior. (Al momento de la publicación, Windows Insider build 18298 era la versión pública más reciente). Deberá tener un procesador de 64 bits con virtualización habilitada en la BIOS y en Windows, e incluso Windows 10 Server o Windows 10 Pro. Los usuarios de Windows 10 Home no podrán usar Windows Sandbox.

Sandbox es un «ambiente de escritorio aislado y temporal en el que puede ejecutar software no confiable sin el temor de un impacto duradero en su PC”, describió Hari Pulapaka, el administrador de kernel grupal del kernel de Windows. «Cualquier software instalado en Windows Sandbox permanece solo en el Sandbox y no puede afectar a su host. Una vez que se cierra Windows Sandbox, todo el software con todos sus archivos y estados se elimina permanentemente”.

Antes de comenzar a usar Sandbox, primero deberá habilitarlo.

Windows 10 Pro y Server ya pueden crear una máquina virtual en su PC, que crea una copia de Windows que está aislada del host. Cada vez que se ejecuta Windows Sandbox crea una copia «prístina” de Windows para probar, afirmó Pulapaka. A menos que el malware pueda salir de ese ambiente virtualizado, Windows 10 Hyper-V (y Sandbox) debería poder crear ambientes seguros para realizar pruebas.

Al igual que Hyper-V, Windows Sandbox no se habilitará automáticamente. Deberá escribir «Características de Windows” en el cuadro de búsqueda y marcar el cuadro de Sandbox. Su PC probablemente se reiniciará. Probar una aplicación será entonces tan sencillo como ejecutar Sandbox y copiar la aplicación en el ambiente virtual.

Pulapaka observó que una aplicación que se ejecuta en Sandbox se ejecutará en un modo de menor rendimiento, ya que utiliza solo una parte de los recursos de su PC. (Necesitará al menos 4GB de RAM, se recomiendan 8GB, 1GB de espacio en disco y al menos dos núcleos de CPU libres). Microsoft diseñó algunos trucos para reducir el tamaño de la máquina virtual: es de solo 100MB cuando se está ejecutando. Y aunque el arranque inicial tomará algún tiempo, Microsoft congelará el estado de la máquina virtual, posterior al arranque, y se referirá a él al abrir futuras instancias de Sandbox, reduciendo significativamente ese tiempo de arranque. Sandbox también podrá virtualizar algunos de los recursos gráficos de la PC.

«El objetivo principal aquí es tratar a Sandbox como una aplicación, pero con las garantías de seguridad de una máquina virtual”, escribió Pulapaka.

Mark Hachman, PC World.com