¿Cuál es la diferencia entre IaaS, SaaS y PaaS?

Desglosamos la diferencia entre las tres categorías principales de tecnología de nube y cómo se diferencian entre ellas

0
246

La computación en nube dio origen a muchos acrónimos, pero ninguno es más importante que IaaaS, PaaS y SaaS; los bloques de construcción de la computación moderna.

Para los no iniciados son: infraestructura como servicio (IaaS), plataforma como servicio (PaaS) y software como servicio (SaaS). Aquí desglosamos los tres para usted, incluyendo cómo IaaaS se diferencia de PaaS en ejemplos de las compañías que han llegado a dominar cada categoría.

IaaS
Infrastructure-as-a-service (IaaS) es la más simple de las tres categorías a definir, ya que en general es la misma independientemente del proveedor de cloud público que elija. En pocas palabras, IaaS es donde un tercero proporciona una infraestructura de TI altamente automatizada y escalable -almacenamiento, alojamiento, computación, redes- desde sus propios centros de datos globales y sólo cobra por lo que utiliza.

Por lo tanto, en lugar de poseer activos como licencias de software o servidores locales, las empresas pueden alquilar recursos de forma flexible en función de sus necesidades.

Esto ha alimentado un mercado IaaaS abarrotado, con un valor total de 31.000 millones de dólares en 2018, frente a los 23.600 millones de dólares en 2017, según las últimas cifras de la empresa de investigación Gartner.

Es un mercado que ha estado dominado por AWS desde el primer día, en 2006. Las cifras de Synergy Research Group para el primer trimestre de 2019 sitúan a AWS como el claro líder del mercado mundial en lo que respecta a los ingresos por servicios públicos de IaaaS y PaaS con una cuota de mercado del 38 por ciento, lo que supone un descenso del 2 por ciento intertrimestral, seguido de Microsoft con un 18 por ciento, Google con un 9 por ciento y Alibaba con un 6 por ciento, todo ello con un aumento de un punto, respectivamente.

A pesar del dominio de AWS, Microsoft ha ganado terreno rápidamente bajo el liderazgo de Satya Nadella, CEO de «cloud first», construyendo su propia red global de cloud computing. La reciente iniciativa de Microsoft de aumentar los precios de los paquetes Office 2019 en un 10 por ciento crea un claro incentivo para que los clientes también adopten una actitud de «nube primero».

PaaS
Platform-as-a-service (PaaS) es posiblemente el más difícil de los tres modelos de nube para definir claramente. La idea es proporcionar todos los elementos básicos de IaaaS, así como las herramientas y capacidades necesarias para desarrollar e implementar aplicaciones de forma segura. Esto podría ser middleware, gestión de bases de datos, análisis o un sistema operativo.

Una plataforma como servicio debe proporcionar al desarrollador todo lo que necesita para construir e implementar una aplicación sin tener que aprovisionar la infraestructura subyacente por sí mismo.

Los proveedores de PaaS tienden a ser las mayores empresas de tecnología, que pueden ofrecer una amplia gama de capacidades para sus clientes en una plataforma. Algunos ejemplos son Google App Engine, Oracle Cloud Platform, Pivotal’s Cloud Foundry y Heroku, propiedad de Salesforce.

Volkswagen alega reducir a la mitad los costos de las operaciones de TI con la plataforma de Cloud Foundry como nube de servicios

La infraestructura subyacente para las diferentes ofertas de PaaS varía, por lo que Oracle y AWS preferirían que se ejecutara en su propia infraestructura, y otros son más agnósticos. Por ejemplo, la plataforma SAP Cloud Platform puede ejecutarse sobre la infraestructura de cloud de AWS, Azure o GCP. El OpenShift de Red Hat es igualmente agnóstico para los proveedores de cloud computing.

SaaS
Software-as-a-service (SaaS) es cuando una pieza de software es alojada por un tercero y se puede acceder a ella a través de la web, normalmente con sólo iniciar sesión, y generalmente se cobra en base a una suscripción por usuario o «asiento». Esto difiere del viejo modelo de comprar e instalar software en una máquina o servidor manualmente.

SaaS es mucho más relevante para aplicaciones muy específicas, como el correo electrónico o el software de gestión de relaciones con el cliente (CRM). Cualquiera que haya utilizado una aplicación de Google como Gmail o Google Docs, o almacenamiento de archivos en la nube como Dropbox, habrá utilizado una parte de SaaS.

Entre los principales proveedores de SaaS se incluyen Microsoft desde que trasladó Office a la Office 365 basada en web, así como pioneros de software empresarial como Salesforce con su solución SaaS CRM y el software de recursos humanos basado en la nube de Workday.

Scott Carey Computerworlduk.com