EEUU y Francia llegan a un acuerdo sobre la Tasa Google

0
55

En plena cumbre del G7, Donald Trump y Emmanuel Macron han llegado a un acuerdo amistoso sobre la Tasa Google que tanta polémica venía levantando entre ambos países.

EEUU ya avisó a principios de verano de que actuaría con dureza con aquellos países que, como Francia o España, avancen con sus planes de llevar a cabo este impuesto. En el caso francés, mas avanzado que el español, Trump amenazó con aumentar los aranceles a los vinos galos si se aplicaba, tal y como había anunciado Macron, la Tasa Google. No obstante, tras reunirse los máximos dirigientes de ambos países en la cumbre del G7 que se está celebrando en Biarritz, parece ser que han llegado a un acuerdo amistoso.

La decisión de Francia de aplicar la ‘tasa Google’ no sentó nada bien en los Estados Unidos, hasta el punto de que el propio Trump se pronunció al respecto entendiendo que el plan galo equivalía a una práctica comercial desleal, y apuntó represalias a directas a un producto en concreto: los vinos. «Francia acaba de imponer un impuesto digital a nuestras grandes compañías de tecnología estadounidenses», escribía en su momento Donald Trump. «Si alguien les cobra impuestos, debe ser su país de origen, Estados Unidos. Anunciaremos una acción recíproca sustancial sobre la estupidez de Macron en breve. ¡Siempre he dicho que el vino americano es mejor que el vino francés!», concluía.

Así pues, tras las negociaciones, Francia reembolsará a las empresas afectadas la diferencia entre la tasa gala, que se aplica retroactivamente desde primeros de año, y el nuevo sistema de tasación internacional que está preparando la OCDE para gravar a estas compañías que hacen multimillonarios negocios en países en los que no están físicamente presentes.

Macron indicó en la rueda de prensa que ofrecieron ambos su tranquilidad al haber “encontrado un muy buen acuerdo” para superar las “dificultades” entre los dos países a raíz de la tasa francesa.

La cumbre del G7 parece haber decidido que 2020 será el año en el que se anuncie una ley internacional para obligar a las empresas tecnológicas a tributar de manera más justa.

IDG.es