Reino Unido no rechaza a Huawei, de momento

0
7

Según informa la BBC, parece ser que el asunto ha dividido a EE. UU. y al Reino Unido, dos aliados que normalmente están estrechamente vinculados con los problemas de seguridad. Dicha decisión, implica intereses en conflicto que no se pueden cuadrar fácilmente y riesgos tecnológicos futuros que no se pueden predecir fácilmente.

Sintiendo que el gobierno podría estar dirigiéndose a permitir que Huawei opere en partes «no sensibles» de la red 5G del Reino Unido, Washington ha intensificado su campaña de lobby para la exclusión de la compañía.

Estados Unidos ha sostenido durante mucho tiempo que permitir que Huawei desempeñe un papel en la infraestructura plantea un riesgo de espionaje. Washington también advirtió sobre el riesgo de sabotaje o coerción, preguntando qué sucede cuando una ciudad china interconectada, incluido su sistema de transporte, es administrada por una empresa china.

La propia empresa siempre ha negado muchas de las afirmaciones y dijo que estaba «segura de que el gobierno del Reino Unido tomará una decisión basada en la evidencia, en lugar de acusaciones sin fundamento».

Núcleo protegido
Ya hace unos meses, la inteligencia británica concluyó que era posible mitigar el riesgo del uso de equipos Huawei en redes 5G, como respuesta a los esfuerzos de Estados Unidos para persuadir a los aliados de que prohíban al proveedor chino los sistemas de telecomunicaciones de alta velocidad.

De hecho, los funcionarios de Reino Unido, han estado trabajando con Huawei durante más de una década y creen que tienen una mejor comprensión de la imagen real. De hecho, parte del material que Estados Unidos suministró en su expediente en realidad se deriva del propio centro de evaluación del Reino Unido que prueba los productos Huawei.

IDG.es