Huawei apuesta por la introducción de la IA en los centros de datos

0
28

La carrera por la transformación digital está presente en todas las compañías, pero para ello, antes es necesario actualizar y modernizar infraestructuras de TI

Son muchos los casos de utilización de la inteligencia artificial en los centros de datos, los cuales incluyen mayor seguridad, fiabilidad y eficiencia, así como un menor consumo de energía.Con la recopilación de información de la infraestructura, la IA puede predecir posibles averías y responder en milisegundos.

Hoy, la carrera por la transformación digital está presente en todas las compañías con la idea de adelantarse a sus competidores, y para ello es necesario actualizar y modernizar infraestructuras de TI. Ahí se incluye una reevaluación de los centros de datos existentes, e instalaciones especializadas para soportar una operación fluida de los sistemas de TI.

Así pues, para impulsar la transformación digital, con frecuencia se requiere la revisión o renovación del centro de datos para soportar despliegues de nube, privada e híbrida que realizan un consumo intensivo de energía.

Centros de datos con una completa funcionalidad
Casi la totalidad de los principales operadores globales, 45 de 50, utilizan equipos de telecomunicaciones de Huawei, quien ha realizado una inversión sustancial en Investigación y Desarrollo (I+D) en sistemas de Tecnologías de la Información y las Comunicaciones (TIC) durante los 30 últimos años. Con esta experiencia en las TIC y su conocimiento de los centros de datos, Huawei ha desarrollado una gama completa de soluciones, desde el hardware a nivel de instalación de los centros de datos hasta el equipamiento de Tecnologías de la Información necesario para soportar los complejos sistemas de nube.

Plataforma de nube de Huawei con un conjunto completo de funcionalidades
Centros de datos cloud de Huawei como pueden ser los de Dongguan o Ulanqab, en China, se han diseñado con módulos preconfigurados que constituyen unos centros de datos con una gama completa de funcionalidades que utilizan la solución global de centros de datos de Huawei, entre otros despliegues realizados en diversos emplazamientos.

Cabe destacar también que Huawei participa de forma destacada en la plataforma de código abierto OpenStack y distribuye comercialmente FusionSphere de forma directa, con una serie de mejoras de gestión y de fiabilidad para las empresas.

«Estamos desarrollando con nuestros clientes y nuestros partners las mejores soluciones industriales en diferentes áreas en todo el mundo»

Asimismo, sus capacidades de Plataforma como Servicio proporcionan una serie de herramientas de gestión de datos para soportar implementaciones de almacenamiento de datos y bases de datos, y sus funcionalidades de Software como Servicio ofrecen servicios avanzados de grandes volúmenes de datos y de IA, como reconocimiento de voz y reconocimiento visual.

Para mantener la cohesión y la integración de una gama tan amplia de soluciones se requiere un esfuerzo continuo, por lo que Huawei ha creado para el mercado de empresas un conjunto de laboratorios OpenLabs en Suzhou, Munich, París, Ciudad de México, Singapur, Dubai, Bangkok, Nueva Delhi, El Cairo, Johannesburgo, Moscú y Estambul. «Estamos desarrollando con nuestros clientes y nuestros partners las mejores soluciones industriales en diferentes áreas en todo el mundo».

Comprender el desarrollo de la IA
Como conocedor de las aplicaciones y las tendencias de las infraestructuras de TI y los servicios de nube, Huawei ha incorporado una serie de capacidades avanzadas de inteligencia artificial (IA) en su gama de soluciones para las instalaciones de los centros de datos, que refuerza aún más las funcionalidades de sus sistemas.

Según una investigación del Instituto Global McKinsey se estima que la IA tiene un potencial de alrededor de 13 billones de dólares de facturación adicional a nivel global para el año 2030, y de un incremento global del PIB próximo al 1,2% anual. Con estos datos se prevé que alrededor del 70% de las compañías globales adopte al menos una tecnología de IA en la próxima década, y que más del 50% de las compañías globales adopten todas las tecnologías de IA.

«No hay duda de que constituirá la fuerza impulsora central de la 4ª revolución industrial»

Si bien en la actualidad, la IA está causando una serie de cambios profundos y potencialmente disruptivos en todo el mundo, en diversas áreas como vehículos autónomos, asistentes digitales inteligentes, sistemas de automatización en los hogares y marketing digital, la cuestión es ¿cómo encaja la IA en el centro de datos? A nivel global apenas se está comenzando a explorar lo que puede hacer la IA, pero ya hay numerosos casos de utilización aplicables que pueden afectar a los centros de datos. Entre éstos se incluye utilizar la IA para mejorar la seguridad, fiabilidad y eficiencia y para reducir el consumo de energía de los centros de datos.

Impulsar una utilización eficiente de la energía con la IA
El consumo de energía es una consideración clave en todos los centros de datos. La creciente demanda de computación de altas prestaciones en los diferentes sectores industriales está impulsando un aumento de los servidores de alta densidad, la utilización de GPUs y chips especializados de procesamiento de IA. Estos sistemas generan una emisión de calor significativamente mayor que las CPUs tradicionales, convirtiendo la disipación de calor en un elemento cada vez más vital en los centros de datos. Es por esto que Huawei ha desarrollado la solución de gestión térmica inteligente iCooling para las infraestructuras de los centros de datos. Antes de introducir la IA, diversos elementos como sistemas de aire acondicionado, torres y elementos de refrigeración y unidades de bombeo de agua se controlaban simplemente mediante sistemas de gestión BMS para garantizar una operación normal y segura. No obstante, esto no permitía operar el sistema de refrigeración con una eficiencia óptima.

Huawei ha desarrollado la solución de gestión térmica inteligente iCooling para las infraestructuras de los centros de datos

El sistema iCooling realiza esta optimización analizando un gran volumen de datos históricos y su impacto en el consumo de energía para crear un modelo de predicción de la Efectividad de la Utilización de la Energía (PUE). A continuación, un algoritmo de optimización establece los parámetros ideales, que se transmiten a los diversos sistemas de control. En el centro de datos de nube de Huawei en Langfang, en el norte de China, el despliegue de iCooling ha dado como resultado una mejora de la efectividad de la utilización de la energía del 8%, con un ahorro anual de cientos de miles de euros en el coste de la energía.

Maximizar el valor añadido de los centros de datos con la IA
Una de las principales utilizaciones de la IA es mejorar la seguridad y la fiabilidad de los centros de datos; antes de introducir la inteligencia artificial, normalmente sólo se podían detectar las averías después de producirse el fallo de un componente, lo que afectaba a la disponibilidad de los SAIs.

Con la recopilación de información de las fuentes de alimentación y de los sistemas de distribución, las aplicaciones con funcionalidades de IA pueden predecir fallos inminentes en los dispositivos y los componentes para avisar por adelantado al personal de operación y mantenimiento, o bien proporcionar información adicional para ayudar en la toma de decisiones.

En este área, se ha desarrollado la tecnología de fuentes de alimentación y distribución inteligente iPower de Huawei para mejorar la disponibilidad de los centros de datos.

En los centros de datos, con frecuencia se instalan o desinstalan dispositivos de TI en los bastidores, por lo que hay numerosos recursos fragmentados, como por ejemplo el espacio de utilización de los armarios, que no se pueden monitorizar ni gestionar, por lo que su utilización no está optimizada. El sistema iManager de gestión de la infraestructura del centro de datos basado en funcionalidades de IA utiliza sensores de IoT y hardware inteligente para monitorizar estrechamente los centros de datos y reducir las tareas repetitivas mediante su automatización. El sistema gestiona recursos tales como los sistemas de alimentación, la refrigeración y el espacio para optimizar su utilización, apoyándose en funcionalidades de IA para gestionar de un modo inteligente la instalación, desinstalación y operación de los activos, y mejorar la fiabilidad y la eficiencia operativa.

Con la introducción del sistema iManager, la tasa de utilización de los recursos se incrementa en un 20%. Asimismo, el sistema iManager de Huawei soporta las funciones de gestión de red, con una gestión centralizada de múltiples centros de datos en diferentes emplazamientos. «En la actualidad, hemos suministrado más de 800 centros de datos de grandes dimensiones en todo el mundo, y hemos proporcionado a nuestros clientes unas soluciones fiables y eficientes, con un despliegue simplificado y con una operación y mantenimiento inteligente» explican desde la compañía.

Más información en este enlace a Huawei

IDG.es – Fuente Huawei