Frente a la escasez los principales fabricantes de chips están gastando enormes cantidades de dinero para reforzar su producción para los próximos años

0
17

Samsung y SK Hynix anunciaron el jueves sus planes de ampliar sus inversiones en semiconductores hasta 2030, destinando decenas de miles de millones de dólares a este sector.

Samsung dijo que gastará otros 38 billones de wones coreanos (34.000 millones de dólares) en la producción de chips lógicos, los cerebros que alimentan los ordenadores. Con ello, su gasto total en este negocio asciende a 171 billones de wones (151.000 millones de dólares) durante este periodo, incluidos los compromisos anunciados en 2019.

El fabricante de chips también anunció que ha iniciado la construcción de una nueva línea de producción en Pyeongtaek -uno de los mayores centros de producción de semiconductores del mundo- que espera completar en 2022.

La escasez mundial de chips va de mal en peor. Por qué debería preocuparse
SK Hynix, por su parte, ha anunciado sus propios planes para impulsar la producción de chips, añadiendo que está considerando duplicar su capacidad de fundición.

El anuncio realizado el jueves por el codirector general y vicepresidente Park Jung-ho en un acto gubernamental «demostró su firme voluntad de que SK Hynix se dedique a estabilizar el suministro mundial de semiconductores en medio de la escasez mundial de chips», dijo la empresa en un comunicado. No quiso confirmar exactamente cuánto dinero va a invertir, ya que «no hay un plan de inversión detallado por el momento».

Las dos empresas surcoreanas son líderes mundiales en la producción de chips de memoria, pero el gobierno ha estado presionando a sus fabricantes para que inviertan en la fabricación de chips más avanzados. Samsung aspira a convertirse en «el líder mundial en chips lógicos para 2030», dijo la empresa en su comunicado del jueves.

«La expansión del negocio de fundición de la compañía ayudará a impulsar nuevas industrias enteras construidas sobre tecnologías de próxima generación como la IA, el 5G y la conducción autónoma», añadió.

Estas inversiones llegan en un momento en el que los gigantes mundiales de la fabricación de chips se apresuran a ampliar su capacidad de fabricación para satisfacer la fuerte demanda y evitar la escasez de chips en todo el mundo, que ha obstaculizado a industrias que van desde el automóvil hasta los videojuegos.

Son varios los factores que impulsan la escasez, desde la pandemia de coronavirus hasta las sanciones del gobierno estadounidense a las empresas tecnológicas chinas y el clima extremo.

Otras grandes empresas de semiconductores también están invirtiendo mucho en el sector. En abril, Taiwan Semiconductor Manufacturing Company (TSM), el mayor fabricante de chips por contrato del mundo, reveló sus planes de invertir 100.000 millones de dólares en chips avanzados durante los próximos tres años para hacer frente a la creciente demanda. Apenas una semana antes, Intel (INTC) desveló un plan para invertir 20.000 millones de dólares en dos nuevas instalaciones de fabricación de chips en Estados Unidos.

Redacción CambioDigital OnLine – CNN

Artículo anteriorDANAConnect retoma su estrategia para el mercado financiero venezolano
Artículo siguienteIntroducción a Signal y otras aplicaciones de mensajería cifrada