¿Por qué molestarse con Windows 11 cuando hay Chromebooks (y Chrome OS)?

0
40
Custom Text

He estado predicando las ventajas de los Chromebooks sobre los portátiles con Windows desde el primer Chromebook comercial, el Samsung Series 5 lanzado en junio de 2011 (sí, es cierto, hace 10 años). Pero ha sido en los últimos meses cuando las cifras de ventas de Chromebooks han mostrado un aumento sin precedentes. Con el anuncio de Microsoft de Windows 11 la semana pasada, me pregunto si los ejecutivos de las empresas también vieron esas cifras y decidieron que era el momento de confiar en un nuevo escritorio de Windows y no en un PC en la nube basado en Azure.

¿No me crees? Tómese un momento para ver estas cifras: según las estimaciones de IDC, Windows cayó al 75% del mercado mundial de PC en el primer trimestre de 2021 desde más del 80% en 2020. Windows no tenía una cuota tan pequeña del mercado de ordenadores de sobremesa desde los años 90. Entonces, según los informes de Statista, Windows tenía casi el 91% del mercado en enero de 2013. Pero desde entonces se ha producido un lento pero inexorable descenso y, en noviembre de 2020, Statista cifraba la cuota de mercado de Windows en un 73%.

Al mismo tiempo, Stock Apps informó de que los envíos mundiales de Chromebooks aumentaron un 276% interanual y casi alcanzaron los 12 millones de unidades vendidas solo en el primer trimestre de 2021. Claro que 12 millones siguen estando muy por debajo de las ventas de portátiles y PC con Windows (84 millones de unidades en el mismo trimestre), pero sigue siendo una cifra impensable hasta hace dos años.

HP y Lenovo dominan el mercado de los Chromebooks, con 7,5 millones de unidades vendidas, es decir, el 60% de los envíos totales en el primer trimestre de este año. Otros proveedores también se están beneficiando más que nunca de los Chromebooks. Acer, por ejemplo, envió 1,43 millones de Chromebooks en el primer trimestre, lo que supone un aumento del 178% respecto al primer trimestre de 2020. Al mismo tiempo, Dell prácticamente duplicó sus ventas hasta alcanzar el millón de unidades. Sin embargo, Samsung fue el verdadero ganador en términos de crecimiento; sus ventas de Chromebooks ganaron un astronómico +2233% interanual hasta alcanzar 1,2 millones de unidades en los tres primeros meses de 2021.

No es de extrañar, pues, que Microsoft acabe de sacar Windows 11. Sigo pensando que lo que realmente quiere Microsoft es que los usuarios se pasen a su Cloud PC Desktop-as-a-Service, pero al mismo tiempo también sabe que la mayoría de la gente sigue estando cómoda con su modelo de Windows basado en el PC.

Podría ser que Cloud PC esté resultando más difícil de perfeccionar de lo que Microsoft esperaba; de hecho, ya debería haber salido. Veremos qué dice Microsoft al respecto en su conferencia anual Inspire a mediados de julio. Si los ejecutivos de la compañía hablan exclusivamente de Windows 11, sabremos que el Windows basado en la nube ha pasado a un segundo plano.

También creo que Microsoft está cometiendo un gran error con Windows 11. El nuevo sistema operativo aún no ha salido al mercado (y no lo hará hasta dentro de unos meses), pero los usuarios, incluidos los expertos que conocen Windows tan bien como yo conozco Linux, están informando del hecho de que incluso muchos ordenadores recientes no son compatibles con Windows 11. De hecho, ha sido la propia Microsoft la que ha admitido que casi la mitad de su gama Surface no será actualizable a Windows 11.

¿Sabes a qué podrás actualizar tus equipos con Windows 10 en su lugar? A Chrome OS, o para ser más precisos, a CloudReady OS. Se trata de un sistema operativo compatible con Chrome OS y basado en el sistema operativo de código abierto Chromium de Google. CloudReady OS fue creado por una empresa llamada Neverware, que fue adquirida por la propia Google a finales de 2020. Todavía no es totalmente compatible con Chrome OS (no admite Google Play Store ni ejecuta aplicaciones de Android, por ejemplo), pero estoy absolutamente seguro de que lo será pronto.

Puedes administrarlo con Chrome Management y la consola de administración de Google. Irónicamente, se puede desplegar en la empresa con Microsoft Windows Deployment Services (WDS) o Microsoft System Center Configuration Manager (SCCM). Incluso puedes instalarlo con otros instaladores como Altiris o Symantec Ghost.

Y a diferencia de Windows 11, que parece ser muy exigente con los requisitos de hardware, CloudReady OS puede instalarse en cualquier PC con 2 GB de RAM y 16 GB de almacenamiento. Sin embargo, Neverware advierte que no debe ejecutarse en sistemas de 2007 o anteriores. Sí, es muy posible que tenga algunas máquinas polvorientas en su ático con Windows XP o Vista que puedan ejecutar CloudReady.

La conclusión es que si quieres una actualización asequible y viable para tus PCs actuales con más de unos años a sus espaldas, deberías buscar el sistema operativo CloudReady y no Windows 11. Por otro lado, si estás buscando nuevos portátiles y tus usuarios no requieren software específico de Windows 10, deberías considerar seriamente los Chromebooks. Le aseguro que no se arrepentirá.

Matthew Finnegan CWI – Redacción CambioDigital OnLine

Artículo anteriorLas telecom, ante el desafío de aprovechar todas las ventajas del 5G y el “Edge Computing”
Artículo siguienteWindows 11: el tortuoso camino al sucesor de Windows 10