AWS lanza una herramienta de huella de carbono en la nube

Se trata de una iniciativa que muestra a los clientes de AWS sus emisiones de carbono de alcance 1 y 2.

0
10

Amazon Web Services (AWS) ha lanzado una herramienta de huella de carbono para que los usuarios de AWS Cloud puedan calcular las emisiones de carbono actuales y previstas de su organización.

Disponible a través de la consola de facturación de AWS sin coste alguno, la herramienta muestra las emisiones de carbono de alcance 1 y 2 de forma resumida, geográfica y por servicio.

El primer alcance, según la definición del Protocolo de Gases de Efecto Invernadero (GEI) —una norma de contabilidad de gases de efecto invernadero ampliamente utilizada— se clasifica como emisiones directas de efecto invernadero procedentes de fuentes controladas o propiedad de una organización.

Mientras, el segundo son las emisiones indirectas relacionadas con la compra de electricidad, vapor, calor y refrigeración, tal y como señala la Agencia de Protección Medioambiental de Estados Unidos. El lanzamiento de la herramienta surge del deseo de los clientes de AWS de informarse sobre su enfoque de las emisiones, según Jeff Barr, su jefe evangelista.

«Después de compartir información sobre nuestros esfuerzos para descarbonizar con nuestros clientes, me dicen que su organización está en un camino similar, y que necesitan saber más sobre la huella de carbono de su infraestructura en la nube», ha aclarado aquel especialista.

Por su parte, Ken Haig, responsable de política energética para Asia Pacífico y Japón (APJ) en AWS, ha declarado asimismo que la herramienta fue desarrollada y probada junto con los comentarios de los clientes de AWS.

«Nos complace anunciar el lanzamiento de la herramienta de la huella de carbono de los clientes de AWS, que proporciona a los clientes de AWS una estimación de sus emisiones de carbono por el uso de todos los productos de AWS, así como las reducciones de emisiones realizadas al pasar a AWS», ha apostillado aquel especialista.

En su opinión, “esta herramienta ayudará a nuestros clientes a informar, rastrear y evaluar sus emisiones de carbono para supervisar el progreso hacia sus futuros objetivos de reducción de carbono».

La introducción de esta herramienta del gigante de la nube se produce después de su objetivo de alimentar sus operaciones con un 100% de energía renovable para 2025, un objetivo que, según fuentes de la compañía, se adelanta cinco años a su calendario anterior.

Además, en 2019, la empresa matriz de AWS, Amazon, junto con Global Optimism, cofundó The Climate Pledge, un compromiso de ser carbono neto cero para 2040.

Los firmantes de The Climate Pledge, 217 en total en la actualidad, se comprometen a medir y reportar las emisiones de gases de efecto invernadero de forma regular y a implementar estrategias de descarbonización en línea con el Acuerdo de París a través de cambios e innovaciones empresariales.

Sin embargo, es más probable que el movimiento hacia la reducción de emisiones tenga su origen en los deseos de la comunidad inversora, ya que el vicepresidente de investigación de Gartner, Neil McMurchy, afirmó hace unos meses que, aunque la demanda de los clientes de estas iniciativas es «probablemente inexistente», también ve probable que la situación cambie.

«Cualquier proveedor que cotice en bolsa está muy avanzado en términos de su política ESG [ambiental, social y de gobierno]», dijo entonces. «Desde la perspectiva del mercado de capitales, los inversores están valorando el cumplimiento”, para apostillar: «Los grandes proveedores y los más pequeños también ya sea de forma altruista o si es el caso de que no quieren destacar, esos proveedores lo van a hacer. Con el tiempo, funcionará a través de los procesos de compra de los clientes finales. Incluso ahora, habrá algunos departamentos de compras que aumenten su enfoque de cumplimiento en ESG».

Sasha Karen DealerWorld.com

Artículo anteriorCómo elegir la ubicación ideal para construir un centro de datos
Artículo siguienteCrece el SIM Swapping: el fraude que permite robar acceso a cuentas bancarias clonando el chip