Envíos de tabletas caen por debajo de los niveles previos a la pandemia con un descenso de 18%

0
35

Según los últimos datos de Canalys, los envíos mundiales de tabletas cayeron un 18% interanual en el primer trimestre de 2023, hasta 31,7 millones de unidades.

Se trata del número más bajo de envíos desde el inicio de la pandemia en el primer trimestre de 2020, cuando el suministro y la distribución se vieron fuertemente interrumpidos. Aunque a corto plazo los envíos se situarán en torno a los niveles anteriores a la pandemia, los proveedores se beneficiarán de las oportunidades que ofrece el segmento de consumo de gama alta y del aumento de las implantaciones en entornos comerciales y educativos.

La gran caída del 1T 2023 se produjo tras un trimestre en el que la fuerte actividad promocional ayudó a mantener el mercado a flote con un crecimiento del 1%. «Siempre se espera una caída en la demanda de tabletas después de las vacaciones, pero el recorte en el gasto de los consumidores en medio de la alta inflación ha sido severo esta vez», dijo Himani Mukka, Director de Investigación de Canalys.

«Además, se está produciendo una corrección más estructural, ya que los grandes impulsores de la demanda durante la pandemia han desaparecido en gran medida. Como resultado, los vendedores de tabletas y los minoristas están dando prioridad a trabajar con los altos niveles de inventario mientras recalibran las expectativas de una demanda más modesta y predecible». Pero la base mundial instalada de tabletas creció de forma masiva en los dos últimos años, por lo que existen oportunidades significativas para hacer ascender a los usuarios en la cadena de valor con futuras actualizaciones. Los vendedores han empezado a presentar productos que ofrecen experiencias de usuario de mayor calidad, ya sea a través de la innovación en chipsets, mejores pantallas para el consumo de contenidos o funciones de productividad mejoradas. Reforzar la importancia de la tableta dentro de un ecosistema de dispositivos interoperables también será importante para mantener el impulso de la tendencia hacia estilos de trabajo híbridos. Vendedores como Huawei, OPPO y Xiaomi han tenido éxito siguiendo esta estrategia.»

«Más allá de los consumidores, los vendedores de tabletas también verán futuras oportunidades de crecimiento a partir de los despliegues comerciales y educativos», dijo Mukka. «Ha habido un cierto estancamiento en las adquisiciones de las empresas y el sector público en medio de los desafíos económicos, pero los presupuestos están a punto de volver a materializarse. La demanda educativa en los mercados asiáticos será un gran impulsor del volumen, sobre todo para los dispositivos Android de gama baja a media, mientras que la digitalización en sectores verticales como la sanidad y la fabricación permitirá que algunas cargas de trabajo se trasladen a las tabletas. Se espera que la demanda global de tabletas se recupere gradualmente en la segunda mitad de 2023 y se acelere en 2024, manteniéndose los envíos por encima de los niveles prepandémicos.»

Apple se mantuvo a la cabeza del mercado mundial de tabletas con 12,4 millones de unidades despachadas, lo que supone un descenso interanual del 17%. Un fuerte impulso para llenar el canal en el trimestre anterior y la falta de nuevos lanzamientos en el primer trimestre dieron lugar a un trimestre relativamente apagado para los iPads.

Samsung ocupó la segunda posición con 6,7 millones de unidades vendidas, lo que supone un descenso del 14%. Amazon, en tercer lugar, distribuyó 2,5 millones de unidades, con una caída interanual del 30%. Lenovo se hizo con el cuarto puesto por poco, pero sufrió el mayor descenso de los cinco primeros vendedores, con un descenso del 37% en los envíos de tabletas, hasta 1,9 millones de unidades. Huawei terminó en quinto lugar con un descenso relativamente modesto del 4%, impulsado por la fuerte demanda en su mercado nacional, China.

Fuente: Canalys

Custom Text
Artículo anteriorElon Musk amenaza con «purgar» las cuentas inactivas de Twitter
Artículo siguienteIBM presentó Watsonx: el futuro de la IA para los negocios