Amazon desafía a ChatGpt y mejora Alexa con IA

0
10

Amazon también entra en el terreno de la inteligencia artificial generativa desafiando a ChatGpt, Microsoft y Google. Durante un evento celebrado en las oficinas de la compañía cerca de Washington, el gigante tecnológico reveló que su asistente digital Alexa está siendo mejorada con esta tecnología, entrando así en el salón y la cocina de todos.

Amazon dijo que una versión en inglés de Alexa AI estará disponible como opción en todos sus dispositivos en Estados Unidos en los próximos meses. «Llevará tiempo integrar estas tecnologías, pero soy muy optimista y creo que hemos empezado con buen pie», ha declarado Dave Limp, vicepresidente sénior de dispositivos y servicios de Amazon.

Con el cambio, Alexa podrá conversar con un estilo más personalizable y alejarse de su «tono robótico», explicó la compañía. Alexa también podría acceder a información en tiempo real y crear casi la apariencia de una relación personal con los usuarios, incluido el conocimiento de sus hábitos o equipos deportivos favoritos.

«Por ejemplo, se podría decir ‘Alexa todas las mañanas a las 8 enciende la cafetera, abre las persianas, baja las luces del estudio y escucha las noticias de la mañana’ y crear así una rutina», señaló Limp. Daniel Rausch, directivo responsable de Alexa, subrayó que la inteligencia artificial pondrá especial énfasis en la precisión y que sus esfuerzos no son comparables a los de los chatbots que han demostrado producir imprecisiones.

«La precisión en el hogar inteligente significa que hemos encendido la luz correcta, que hemos cerrado la puerta correcta, que estamos seguros del estado del sistema de seguridad», subrayó, pero no añadió detalles sobre la privacidad.

Durante el evento, Amazon también presentó su último hub para el hogar inteligente Echo 8, así como una barra de sonido para TV y nuevas capacidades de búsqueda basadas en inteligencia artificial en su servicio FireTV.

Fuente: Amazon

Custom Text
Artículo anteriorEl impacto de ChatGPT y la Inteligencia Artificial en la educación
Artículo siguienteOpen Banking: La revolución que nos conviene a todos