Canalys prevé que mercado mundial de vehículos eléctricos alcance los 17 millones de unidades en 2024

0
13

El último estudio de Canalys prevé que las ventas mundiales de vehículos eléctricos (VE) crezcan un 29% y alcancen los 13,7 millones de unidades, lo que equivale a un índice de penetración del 17,1% en 2023.

China sigue siendo el mayor mercado de VE, con 7,6 millones de unidades vendidas y una cuota de mercado del 55,5%.Europa, con un envío de 3,2 millones de unidades, y Norteamérica, con un envío de 1,8 millones de unidades, completarán los tres primeros mercados en 2023.

Canalys prevé que el mercado mundial de vehículos eléctricos crezca un 27,1% en 2024, alcanzando los 17,5 millones de unidades.

Los fabricantes de automóviles están acelerando los esfuerzos de localización para impulsar la demanda de los consumidores mediante el lanzamiento de modelos de VE adaptados a la región y al mercado, y mejorando la experiencia general del usuario de VE mediante el desarrollo de infraestructuras de recarga y un ecosistema de servicios inteligentes para apoyar una movilidad más inteligente. La escasa rentabilidad general y la reducción de las subvenciones son dos retos importantes que los fabricantes de automóviles deben afrontar para conseguir un mayor impulso de crecimiento.

Con el gobierno priorizando el desarrollo económico sostenible y la expansión del consumo de vehículos, Canalys prevé que las ventas de vehículos ligeros en la Gran China crezcan un 1% hasta los 22,7 millones de unidades en 2024. Se prevé que los vehículos eléctricos alcancen los 9,1 millones de unidades, representando el 40% de las ventas totales. La reducción del costo de las baterías impulsará aún más las ventas de BEV (Battery Electric Vehicle) en el mercado de vehículos compactos y subcompactos. Los PHEV (Plug-in Hybrid Electric Vehicle) seguirán ganando cuota de mercado en los próximos dos o tres años debido a su rentabilidad y mayor adaptabilidad.

«A finales de 2023 se lanzaron nuevos y atractivos VE, sentando las bases para 2024», señaló Alvin Liu, analista de Canalys. «Los vehículos eléctricos son el principal motor de crecimiento del mercado de vehículos en la Gran China. Los vehículos eléctricos de los fabricantes chinos, que se espera que ocupen el 78% del mercado en 2024, están tomando la delantera, ampliando la brecha de experiencia del usuario en comparación con los vehículos con motor de combustión interna (ICE). Las últimas tecnologías de baterías y la mejora de las infraestructuras hacen frente a la ansiedad por la recarga. La formación de ecosistemas de recarga, como la Battery Swap Alliance de NIO, la Super Charging Network de Mercedes-Benz y BMW y la Flash Charging Alliance de Lotus, harán crecer aún más la cuota de mercado de los BEV. Sin embargo, mantener una tasa de crecimiento superior al 50% este año es imposible, ya que los VE han alcanzado una masa crítica y convencer a los escépticos restantes será un reto cada vez mayor.»

A pesar de la inflación y las subidas de los tipos de interés, se espera que el mercado europeo de vehículos ligeros crezca un 18,6%, con un envío de 15,7 millones en 2023, lo que demuestra la resistencia del mercado europeo tras los problemas de suministro relacionados con el Covid. Se espera que la venta de VE crezca un 18%, ligeramente por debajo del mercado global de vehículos ligeros, para mantener una cuota de mercado similar a la de 2022, del 20,3%, lo que sugiere que Europa se encuentra aún en la fase inicial de la transformación hacia la electrificación.

Canalys predice que el mercado europeo de vehículos ligeros de 2024 mantendrá un crecimiento del 2% al 3%, con los VE ocupando el 24,2% de la cuota de mercado, comercializando 3,9 millones de unidades. En un contexto de ralentización de la demanda de BEV, el paso a los PHEV puede aliviar las presiones del mercado a pesar de la presión de la UE para una agresiva eliminación progresiva de los motores de combustión.

«En 2024, el mercado europeo de vehículos eléctricos ha empezado a pasar de estar impulsado por las políticas a estarlo por los productos, una fase necesaria en la transformación de la industria», declaró Jason Low, analista principal de Canalys. «La restricción de las subvenciones ralentizará la demanda de VE y la inminente guerra de precios amenazará no sólo los objetivos de los VE, sino también la confianza de los fabricantes en la transición eléctrica.

Para contrarrestar estos retos, los fabricantes de automóviles europeos están dispuestos a hacer más asequible el mercado del VE lanzando nuevos modelos como el KIA Niro EV, el BMW IX2, el Renault 5 o el Citroën e-C3, entre otros. Los fabricantes de automóviles europeos deben estar atentos a los fabricantes chinos que miran a Europa, ya que se espera que desplieguen estrategias similares de productos y precios, al tiempo que continúan sus esfuerzos para establecer la producción local en la región, como la de BYD, SAIC y otros OEM positivos.»

Se espera que las ventas de VE en Norteamérica alcancen los 1,8 millones de unidades en 2023, impulsadas por las subvenciones gubernamentales y la infraestructura de recarga de VE. «A pesar de una caída del 20% en el ASP de los VE en 2023, la insuficiente oferta de productos y la incómoda experiencia de recarga obstaculizaron la demanda, lo que afectó al crecimiento del mercado de VE», señaló Low.

Canalys predice que, en 2024, el mercado norteamericano de VE crecerá un 26,8%, hasta los 2,2 millones de unidades, pero con la penetración más baja de VE, un 12,5%, en comparación con la Gran China y Europa.

«En 2024, la gama de productos de VE se ampliará, abarcando minivehículos, todoterrenos de tamaño completo y camionetas, lo que ampliará de forma efectiva la gama de usuarios a los que se dirigen los VE, con el apoyo de un estándar de carga unificado a medida que más fabricantes de equipos originales se unan al Estándar de Carga Norteamericano (NACS) de Tesla, abordando algunos de los obstáculos a las ventas de VE», comentó Low.

A pesar de los retos para estimular la demanda de VE en 2024, los fabricantes de automóviles seguirán apostando e invirtiendo en múltiples áreas para ganar ventaja en la tecnología de VE. Los factores únicos siguen siendo esenciales en mercados como el de la Gran China.

A nivel mundial, los fabricantes de automóviles necesitan desplegar rápidamente nuevas tecnologías de VE centradas en el control de costes y en impulsar las experiencias de los usuarios de VE, especialmente en torno a la recarga. Una base sólida garantizará a los fabricantes de automóviles una mejor posición para lograr un mayor crecimiento en 2025, cuando se espera que el crecimiento de los vehículos eléctricos se acelere. Los fabricantes de automóviles chinos serán una fuerza a tener en cuenta, ya que pronto recogerán los frutos de su inversión global en la fabricación regional.

*Los VE incluyen los vehículos eléctricos de batería (BEV) y los vehículos eléctricos híbridos enchufables (PHEV).

Fuente: Canalys

Custom Text
Artículo anterior#CES2024: EssilorLuxottica presenta lentes que escuchan
Artículo siguienteWi-Fi 7 obtiene la certificación