Hospital francés sufre un ataque de ransomware por valor de US$ 10M que lo obliga a referir sus pacientes a otros centros

0
37

El Center Hospitalier Sud Francilien (CHSF), un hospital de 1.000 camas situado a 28 km del centro de París, sufrió un ciberataque el domingo, lo que ha provocado que el centro médico derive a los pacientes a otros establecimientos y posponga las citas para las cirugías.

El CHSF atiende a un área de 600.000 habitantes, por lo que cualquier interrupción en su funcionamiento puede poner en peligro la salud, e incluso la vida, de las personas en caso de emergencia médica.

«Este ataque a la red informática hace que el software de negocios del hospital, los sistemas de almacenamiento (en particular de imágenes médicas) y el sistema de información relacionado con las admisiones de pacientes sean inaccesibles por el momento», explica el anuncio del CHSF.

La administración del hospital no ha facilitado más información sobre la situación y la interrupción del sistema informático, que obligó a reducir las operaciones, sigue afectando al establecimiento.

Las personas que necesiten atención de urgencia serán evaluadas por los médicos del CHSF, y si su estado requiere imágenes médicas para su tratamiento, serán trasladadas a otro centro médico.

Según Le Monde, que cuenta con información de las fuerzas del orden del país, los autores del ransomware que afectó al CHSF exigían el pago de un rescate de 10.000.000 de dólares a cambio de una clave de descifrado.

«Se ha abierto una investigación por intrusión en el sistema informático y por intento de extorsión en banda organizada a la sección de ciberdelincuencia de la fiscalía de París», declaró una fuente policial a Le Monde, precisando también que «las investigaciones se confiaron a los gendarmes del Centro de lucha contra la delincuencia digital (C3N)».

Fuente WEB | Editado por CambioDigital OnLine

Custom Text
Artículo anteriorIntel quiere lograr 1 billón de transistores en un paquete para 2030 usando chiplets
Artículo siguienteEl superordenador interno de Tesla es impresionante, pero el que viene será aún mejor